jueves, 8 de agosto de 2013

Cliché Opositor 3. "Se gastan la plata de los jubilados"

La Plata de los jubilados

En general se refieren a los fondos que estaban en manos de las AFJP cuando el gobierno decidió traspasar al ámbito estatal y transformar el sistema previsional en un sistema solidario que se denomina “de reparto”. Por ley, aquellos fondos compuestos por títulos públicos, acciones de empresas, depósitos a plazo fijo y otras herramientas financieras, en las que invertían las AFJP, pasaron a constituir el Fondo de Garantía de Sustentabilidad

El Fondo fue constituido para garantizar el pago de las jubilaciones y pensiones en casos de contingencias, es decir, el destino de esos fondos está limitado por ley sólo para los casos en que la ANSES no pueda hacer frente al pago de estos beneficios. Estos fondos son invertidos en infraestructura nacional que incentiven la economía del país y generen empleo formal, además de producir rentabilidad. 

El monto del FGS se incrementó de $ 98.082 millones en diciembre de 2008 a $ 280.567 millones al 30 de abril de 2013, tuvo un crecimiento récord de 186% desde su creación

La tenencias del Fondo son las siguiente  forma: Títulos y Obligaciones Negociables,  64,4%  (61,5%  corresponde  a  Operaciones  de  Crédito  Público  de  la Nación  y  Títulos  emitidos  por  Entes  Estatales);  Proyectos  Productivos  o  de Infraestructura, 12,2%; Disponibilidades y Otros, 10,4%; Acciones, 7,3%, y Depósitos a Plazo Fijo, 5,7%.

Cabe aclarar que cuando dicen que el gobierno se gasta la plata de los jubilados, deberían decir la plata de los trabajadores, de todos modos es una falacia. Ya que el sistema previsional no se autofinancia. El aporte de los trabajadores activos es del 56% y el 44% restante proviene de los impuestos que pagamos todos.  

También se habla que en lugar de pagar los juicios, la plata de los jubilados se van en la coca y el chori:

La ANSES marcó un nuevo récord en el pago de sentencias jubilatorias, habiendo resuelto 10.625 en el primer cuatrimestre de 2013.

Durante el año pasado se resolvieron 25.383 sentencias, por un monto total de $3250,16 millones en pago de retroactividades. Esto incluye los casos en que la liquidación de la sentencia no favoreció económicamente al titular en su haber previsional, que ronda el 25% de las sentencias. Durante todo el 2012 se incorporaron 356.630 nuevos jubilados y pensionados de los cuales tan solo 749 iniciaron juicio, es decir, apenas el 0,2%.


Lucho (30/7/2013)